martes, 13 de marzo de 2018

ESTAMPA CAUDETANA. Los Nuevos Cofrades



ESTAMPA CAUDETANA.
LOS NUEVOS COFRADES.


Ya te puse al tanto de la celebración de las BODAS DE PLATA de la Asociación de las Cofradías que procesionan en la Semana Santa. También te decía que me tocó acompañar vestido de alba y estola, a las Cofradías Asociadas por las calles centrales del pueblo en unión del Presidente de la Asociación.  Hoy, cuando ya se ha dado el pistoletazo de salida para las próximas fiestas patronales, y las Comparsas se ponen en movimiento, quiero que veas dónde arranca la pasión por cofradías y comparsas. Arranca durante la gestación y su puesta en marcha, cuando el niño ya se tiene tiesecillo sobre sus pies.

 A lo largo de la mitad  la procesión, aquel muchachito de pelo rubio ensortijado, ¡una monada!, fue delante de mí agarrado de la mano de su tía con el brazo suelto, nada de ir arrastrado por su ella. Nada de guardarle las espaldas, a su misma altura.   Nunca le vi cansado ni quejarse durante todo el trayecto. En un momento concreto, me dirigí a él y le pregunté por su nombre.
- Cómo te llamas?
Me lo dijo. Me sonó a alemán. Su padre que caminaba con su hija en brazos, remachó el nombre. Sí, me sonaba a alemán cien por cien
¿Es su mamá Alemana o de por allí cerca?, le pregunté.
- no, española de aquí de Caudete, me contestó.
¿...?
El niño, sin decir palabra ni protestar pasó a los brazos de su papá y su hermanita, también llamada con un nombre nada español, acomodó sus pasos a los de su tía, la mamá de ambos trabajaba a esas horas de la tarde. La niña se movía con más soltura que su hermano. Dos años, a esas edades, es mucho tiempo. Cinco años tenía ella y a él todavía le quedaban chuches de la fiesta de su tercer cumpleaños.
Se habían repartido la procesión, a partes iguales, entre los dos. Por eso, ni el uno ni la otra protestaron.

Los dos hermanicos, tan chicos, me estaban dando información privilegiada, con su comportamiento y sus buenas maneras, de su vida familiar y del bien hacer de sus padres.
Ahí arranca la pasión, nunca más apropiado, por la Cofradía de sus padres y de sus abuelos y de sus bisabuelos y de sus tatarabuelos y de sus...(hay cofradías que suben, hasta ahora, desde el lejano sigo XV)  los lazos familiares son los cordones del estandarte, enseña, de la COFRADÍA que unen firmemente a las nuevas generaciones a la causa y esto, desde el claustro materno.

Cuando ya comienzan a oírse los sones de Semana Santa en los  ensallos de las bandas que acompañarán los pasos que procesionan durante la Semana Santa, yo te mando mi saludo mis

          ¡¡¡¡¡¡BUENOS DÍAS!!!!!!
13.3.2018 Martes. P. Alfonso Herrera. O. C.

No hay comentarios: